Actividad física y salud

La salud está estrechamente relacionada con la actividad física. Es por eso por lo que podemos decir que un estado físico saludable es el equilibrio entre vitalidad, energía y voluntad mental. Este equilibrio debe permitirnos desarrollar de manera habitual las tareas y responsabilidad cotidianas de nuestra edad cronológica.

Se puede afirmar que una adecuada actividad física, favorece el correcto desarrollo de nuestra edad biológica y como consecuencia el alejamiento de enfermedades producidas directamente por el sedentarismo.

Ponte en marcha

Todo y poder identificar los reconocidos beneficios de la actividad física, esta ha de ser adecuada a cada persona y edad. A continuación, ofrecemos algunas pautas para su correcta práctica.

Recomendaciones para personas adultas

Se recomienda un mínimo de 30 minutos de actividad física moderada con una frecuencia no inferior a los 5 día por semana y si son más días mejor. Las personas mayores han de incluir ejercicios específicos de: fuerza, flexibilidad y equilibrio.

Recomendaciones para niños y gente joven

Para estas edades la recomendación es practicar cada día de la semana una hora, como mínimo, de actividad física moderada.

Y para entender mejor que podemos entender por una o media hora de actividad física moderada, a continuación, os frecemos algunas pautas como ejemplo práctico de actividad.

30 minutos de actividad física moderada equivalen a uno de estos ejercicios

15 minutos

  1. Subiendo escaleras
  2. Saltando a la cuerda
  3. Corriendo 2,5 Km
  4. Recorriendo 6,5 Km con bicicleta

20 minutos

  1. Jugando a básquet
  2. Haciendo natación

30 minutos

  1. Haciendo gimnasia acuática
  2. Bailando
  3. Caminando 3 Km a buen paso
  4. Recorriendo 8 Km con bicicleta

40/60 minutos

  1. Limpiando cristales, el suelo, el coche, etc.

Esto supone quemar alrededor de 150 Kcal.
Y podremos considerar que actividad física y salud irán bien acompasadas.

Algunas recomendaciones adicionales para potenciar actividad física y salud

  • Escoger actividades que nos gusten.
  • Si no tenéis tiempo, podéis ir sumando minutos activos durante el día (infinidad de app nos ayudan).
  • Si os va mejor, o si lo preferís, podéis combinar actividades diferentes (deportes, juegos, desplazamientos a pie o en bicicleta, gimnasia, ejercicio planificado).
  • Convertir el estilo de vida activa en un hábito.
  • Debemos acostumbrarnos a ser personas activas.

La actividad física regular es buena para todas las edades

Practicar algún deporte, hacer gimnasia o simplemente jugar, caminar, ir en bicicleta o realizar actividades cotidianas de una manera activa conviene porqué:

  • Ayuda a sentirse mejor, con más energía, y a relajarse, reducir el estrés, dormir mejor y tonificar los músculos.
  • Ayuda a prevenir y tratar el exceso de peso porqué regula el hambre y aumenta el número de calorías que se gastan cada día.
  • Ayuda a los niños a relacionarse con los demás y a crecer mejor, más alegres y sanos.

Un montón de beneficios motivados por la actividad física

Hacer actividad física de forma regular es cuidarse, porqué todo el organismo sale beneficiado.

  • Corazón reduce el riesgo de sufrir enfermedades cardíacas, embolias, diabetes e hipertensión arterial
  • Arterias ayuda a mantenerlas flexibles y sanas
  • Articulaciones fortalece la musculatura, los huesos y mantiene la función de las articulaciones
  • Sistema nervioso ayuda a mantenerlo en buena forma

Atención: debe consultar con su médico si tiene intención de aumentar mucho la intensidad o el volumen de las actividades que realiza normalmente.

Moverse en nuestra vida cotidiana

Niños y jóvenes

Los niños y la juventud ya realizan ejercicio sin proponérselo. Jugar al escondite, correr, participar en juegos de equipo con pelota (fútbol, básquet), con palas (tenis, ping pong), bailar, pasear al perro, jugar en parques, patinar, pasear por la montaña, hacer excursiones, ir en bicicleta, hacer volar un cometa por la playa… son muestras excelentes de todo lo que podemos hacer para jugar y cultivar la salud.

Personas adultas

Hay que optar por la salud y proponerse ser activos de forma habitual. Hay muchas actividades para escoger.

  • Desplazarse a pie, con bicicleta o con patines para ir al trabajo, a la escuela o a comprar
  • Salir a caminar, hacer los recados a pie
  • Subir por las escaleras en lugar de coger el ascensor o las escaleras mecánicas, en casa, en el trabajo, en la escuela o en el metro
  • Aparcar el coche un poco más lejos de lo habitual
  • Bajar del autobús o del metro una o más paradas antes, e irlo a buscar una o más paradas más lejos
  • Jugar con tus hijos
  • Jugar con tu mascota
  • En el trabajo o en la escuela, en lugar de ir a hacer un café, caminar un poco o hacer ejercicio en tu mesa de trabajo
  • Hacer tareas domésticas o pequeñas reparaciones
  • Trabajar en el huerto o jardín
  • Bailar
  • Hacer bicicleta estática o cinta mientras miras la televisión
  • Salir de excursión por la ciudad o por la naturaleza con la familia
  • Compartir con los hijos paseos familiares
  • Limitar el tiempo diario que veis la televisión (por ejemplo, menos de dos horas al día)
  • Regalar material deportivo, accesorios, pelotas, patines, bicicletas, cuerdas para saltar, podómetros, etc. en los cumpleaños y otras ocasiones

Por descontado, no olvidar el ejercicio que podéis realizar en vuestro gimnasio (bicicleta estática, básquet, natación, correr, gimnasia, máquinas, etc.).

Indicaciones específicas para gente mayor

Es importante tonificar y fortalecer los músculos, y mantener la movilidad de las articulaciones para facilitar las tareas habituales y reducir las probabilidades de caídas. Conviene ser constantes y activos diariamente, pero sin llegar al agotamiento.

Es recomendable combinar diferentes tipos de actividades:

  • Caminar o nadar
  • Realizar ejercicios específicos de flexibilidad, tonificación y fuerza
  • Bailar
  • Hacer tai chi
  • Gimnasia acuática (aquagym)
  • Practicar técnicas de relajación, yoga
  • Realizar otras actividades como las tareas de la casa, jugar con los hijos, trabajar en el huerto o jardín

Nada como un video motivador para que todos entendamos la necesidad de incorporarla en nuestras vidas.

Actividad física y salud.
¡Cuídate!

Calorias quemadas durante actividades deportivas comunes

Y por último esta relación de calorías quemadas:

Cuadro de actividades

Caminar (5 Km/h), ciclismo 10 Km/h

4-5 CALORÍAS/MINUTO
240-300 CALORÍAS/HORA

Caminar (5 Km/h), ciclismo 10 Km/h

4-5 CALORÍAS/MINUTO
240-300 CALORÍAS/HORA

Ciclismo 13 Km/h, voleibol, tenis

5-6 CALORÍAS/MINUTO
300-360 CALORÍAS/HORA

Caminar 6 Km/h, patinar, ciclismo 16 Km/h

6-1 CALORÍAS/MINUTO
360-420 CALORÍAS/HORA

Caminar 8 Km/h, ciclismo 18/h, tenis

7-8 CALORÍAS/MINUTO
420-480 CALORÍAS/HORA

Footing 8 Km/h, ciclismo 18 Km/h, esqui

9-10 CALORÍAS/MINUTO
480-600 CALORÍAS/HORA

Correr 9 Km/h, ciclismo 21 Km/h, aerobic

10-11 CALORÍAS/MINUTO
600-660 CALORÍAS/HORA

Correr 10 Km/h

11 o más CALORÍAS/MINUTO
660 o más CALORÍAS/HORA


Gastrodex
Servicio de Aparato Digestivo
Hospital Universitari Dexeus – Grupo Quirónsalud

Fuente de información: Servicio de Aparato Digestivo
Imagen de: Jacob Postuma en Unsplash
Fuente del video: Ministerio de Sanidad, Consumo y Bienestar Social

Share on FacebookTweet about this on TwitterShare on Google+Email this to someone